Post Mortem /// El Noba (1997-2022)

July 13, 2022

el noba

Fuente Facebook

De willy al conurbano profundo. Friday night, Saturday morning
En memoria de El NOBA

Por Fred Castillo Dávila @FredCastilloDa1

El arco dramático, que nos lleva a mirar al sur del conurbano bonaerense, se completó el pasado 3 de junio cuando el Noba (1997-2022), después de 10 días tras un accidente a bordo de su moto, diez días de esperanza infaltable, diez días de circo mediático, diez días de discusión sobre la cultura de las motos, el uso del casco, el estilo de vida en la movida ATR* -cumbia 4-20, después de diez días de vaivenes emocionales, fake news, lamentablemente Lauti se va de este planeta.



La historia que sucedió en un período de no más de dos años (2021-2022) a los que muchos les ceba catalogar de “pandémicos”, nos marcan lo que le llevó al nativo del partido de Florencio Varela, Lautaro René Coronel – “El Noba”, en ser acogido y proyectado como una voz genuina de un sector de la sociedad tradicionalmente discriminado y marginado.

El quehacer del Noba, a través de su brevísima trayectoria como streamer y como músico, nos dio cuenta de algunas de las circunstancias, de las incertidumbres a las que se vieron arrojadxs los millones de jóvenes que viven en un barrio marginado de Latinoamérica.

El lugar único desde el cual se expresó el Noba, imbuido con su carisma y transparencia personal, se diferencia y desmarca de las escenas del Rap, Trap y batallas del freestyle argentino que se conocen en toda Iberoamérica. Basta recordar la forma tan clara con la que explica el origen de su apodo, con sus alusiones a lo tumbero, falopero y el día a día en el barrio. NOBA alude a la dificultad para bajar del trip canabico, ni con munchies en su versión del sur del conurbano bonaerense, la pasta: NOBAja ni con pasta.

Lo que bien podría encapsular la naturaleza y potencia en la música del nativo de Varela es la innegable fuerza, creación de identidad y conciencia de clase. El símil de “Tamo Chelo” es el viernes por la tarde a punto de dar las 5 de la tarde en Glasgow, cuando los pubs se envuelven en celofán como regalos, y una vibración desde los centros de cada cuerpo crea un murmullo y miles de voces saben que hoy todo está bien, y habrá joda y resaca, no importa porque estamos bien, que estamo’ chelo’. Que son The Specials, que es Alan Sillitoe en su Saturday Night, Friday Morning. 28 millones de reproducciones reverberan con la trascendencia del tema. Que el Noba es uno de los millones en el mundo que transitamos condiciones laborales precarias, sobrevivimos bajo medidas de confinamiento, quienes de un día a otro fuimos privadxs de un sostén económico.

En una de las entregas del YouTuber LESA (Mauro Albarracín), el Noba contó como trabajó de delivery, y ya llevaba tiempo laborando como albañil, incluso era agremiado a la UOCRA argentina, pero llegó la pandemia y todo cerró. Así se vio desempleado y en el tránsito de intentar todo pasó por ser streamer, en donde ya se empezaba a hacer reconocible, hasta que finalmente intentó en la música con un tema en RKT al estilo de cumbia 4-20. A partir de ahí lo demás fue historia.

Al lado de L-Gante, Perro Primo, Tirri La Roca, DT Bilardo, el ascenso y partida de Lautaro fue una auténtica jugada apoteósica de la dinámica de lo impensado. Su carrera con todo y su fugacidad, nos ayuda a señalar las cosas que hacen a alguien un referente en la escena de la música popular de la Argentina. El Noba fue un pibe de barrio, hincha del equipo de Varela, Defensa y Justicia, y ello se erigió como identidad y sentido de pertenencia en su streaming y música.

Al lado de L-Gante y su casi leyenda urbana de la creación del tema más popular en 2020 en una notebook donada por el gobierno de la provincia de Buenos Aires, el Noba provocaba reacciones de todo tipo en el establishment de los medios y la sociedad. Todo mundo quiso sacar provecho del debate sobre su forma de diversión, el gusto del barrio por las motos y las caravanas. Esto generaba debates en medios y en la política sobre la naturaleza de los planes y programas de asistencia social.

El Noba removió y revivió los sonidos de la bailanta y la escena de la cumbia, el Reggaetón, el RKT, la cultura de las motos, trajo al frente lo que se habla, lo que se ama, lo que se odia, lo que se desea, lo que se puede crear y alcanzar al vivir en tu barrio. Al recordar su última publicación e historia que hizo en sus redes sociales, es difícil no soltar la lagrimita, un día antes de su accidente mostraba el terreno que había comprado en su barrio para construir la casa para sus hijas.

  • A Todo Ritmo! Perri!

Post escrito por: Blogger invitado

Post Relacionados