5 motivos para aventurarse al Lollapalooza Berlín

September 10, 2018

© Stephan Flad

Por Brenda Brown, corresponsal en Europa

Por cuarto año consecutivo se llevó a cabo Lollapalooza Berlín, cuyo nombre hace un par de años para los alemanes era de confusa pronunciación y procedencia. Sin embargo fue la palabra más citada en este fin de semana berlinés y una vez más, el festival más esperado del año y también el que más ha conmocionado.

Siempre habrán motivos de sobra, pero hemos elegido 5 para animarlos a aventurarse al Lollapalooza Berlín.

Foto Brenda Brown

Foto Brenda Brown

Foto Brenda Brown

© Christian Hedel

© Stephan Flad

1. El lugar del evento

No cabe duda que el festival que había iniciado en un aeropuerto abandonado ahora necesitaba de la magnitud de un deportivo olímpico para cumplir con la capacidad requerida para el público.

Es por eso que este año nos sorprendieron con un evento situado en una de los monumentos más históricos de la ciudad: Das Olympiastadion Berlin, construido para los juegos olímpicos del 1936. La imponente construcción que simboliza gran parte a la sombría época alemana, le abrió las puertas a un evento cargado de festividad.

Su sorprendente y monumental arquitectura ofreció este 8 y 9 de septiembre un terreno con dos escenarios principales en la zona atlética (Maifeld), destinados para las grandes bandas internacionales y legendarios grupos alemanes. Un escenario alternativo para las bandas más locales y por supuesto la parte interior del estadio para la música electrónica con una acústica inigualable.

© Steve Klemm

© Steve Klemm

© Stephan Flad

© Steve Klemm

Foto Brenda Brown

Foto Brenda Brown

2. El arte y el entretenimiento

No solo bandas y DJs encabezan el festival. También hay un elenco que se merece toda la atención de la audiencia: 200 acróbatas, actores de teatro, un circo acuático y diversos animadores forman parte de la atmósfera cargada de vitalidad.

Gran reconocimiento lo amerita el Museo de Arte Urbano Contemporáneo (Urban Nation) cuyo proyecto llamado WE PAINT THE MUSIC YOU LOVE TO HEAR se basó en tres artistas que colaboraron con tres bandas: Sandra Chevrier (Canadá) con The National, Ludo (Francia) con Imagine Dragons y los hermanos gemelos HowNosm (EUA) con Kraftwerk, para decorar el estadio con obras de arte inspiradas no solo en la música o en la portada de sus álbumes, sino también en la historia de estas tres bandas.

© Christian Hedel

Foto Brenda Brown

3. La organización y sus fallas

En comparación a los últimos años, cabe mencionar que se ha facilitado bastante el acceso al evento. Hay más zonas de entretenimiento, áreas de descanso, locales para comer bien y se percibe un progreso notable en la organización.

También el transporte público puso en disposición todas las facilidades para llegar y partir rápidamente del evento. Lo cual el año pasado puso en peligro la vida de muchos espectadores al quedar atoradas las masas a la salida del festival. Otro error como el Love Parade 2010 sería imperdonable.

Este año, las autoridades han tomado todas las medidas para evitar una catástrofe más, llevando a decisiones drásticas. Probablemente debido a la acústica se le otorgó a David Guetta el Perry’s Stage . Escenario ubicado dentro del estadio en el cual sólo se hizo uso de la cancha dejando todas las bancas sin uso alguno o para salidas de emergencia. El cupo era limitado y al llenarse la cancha, cerraron las autoridades el acceso dejando a miles de fans fuera del concierto.

Las críticas han sido severamente negativas y ya muchos fans se han desahogado en las redes. Sin embrago, la organizadora de Lollapalooza Berlín, Fruzsina Szép, respondió a los medios que la seguridad del público será siempre la prioridad.

© Christian Hedel

4. El lineup, los temas políticos y humanos

En cada banda de este Lollapalooza se podía percibir un lema. David Guetta haciéndole tributo a Avicii, Imagine Dragons hablando abiertamente sobre la depresión y ayudarnos unos a otros. Dua Lipa interrumpió por un par de segundos el concierto para asegurase que uno de los fans que se había desmayado, se encontraba bien.

Pero han sido las bandas alemanas quienes aparte abarcar gran parte del lineup de este año, han expuesto abiertamente su postura ante la problemática que se desató en las últimas semanas en la ciudad de Chemnitz relacionada con el neonazismo. #WIR SIND MEHR (Nosotros somos más) es el lema que proclamaban bandas como K.I.Z., Trettmann, Freundeskreis y Casper quienes con frases como “Diese dunklere Geschichte darf sich nicht wiederholen” (Esa historia tan oscura no se debe repetir), crean conciencia y demuestran que no hay más cabida para la discriminación y marginación. Y qué mejor que proclamarlo con música y llevar a la reflexión.

© Stephan Flad

5. Berlín

Solamente por ser Berlín. Por su grandeza y sus locuras. Por sus contrastes. Su mal humor y su honestidad. Sus monumentos y su historia. Por sus reglas y su libertad.

Por sus protestas y sus logros. Porque está todo conjugado en un solo lugar.

Definitivamente entre los últimos festivales a los que hemos asistido, ha sido éste el más solidario y nos conmueve saber que muchas bandas se unan y demuestren que su entrega laboral también es un compromiso social.

Por eso y más esperamos aventurarnos para el próximo Lollapalooza Berlin 2019.

Post escrito por: Brenda Brown

Post Relacionados