RPM: 25 años de Protection de Massive Attack

October 3, 2019

Protection Massive Attack

I’ll take the force of the blow:
25 años de Protection de Massive Attack

Por Ernesto Acosta Sandoval @erniesandoval_

Blue Lines mostraba en su portada un signo de inflamable. Como si el material ahí contenido estuviera esperando a ser encendido. Tres años después, el fuego seguía quemándose. Massive Attack habían lanzado un cerillo y habían dado unos pasos hacia atrás para observar la hoguera. La portada de su segundo álbum eran los residuos de ese incendio, pero de ninguna manera se debería interpretar como algo negativo.



Protection es la continuación de Blue Lines, pero más calculado. El grupo ya sabían hacia dónde y cómo moverse. No es una versión mejorada de aquel imbatible debut porque no era la intención del colectivo superarse. Protection explora los mismos caminos porque 3D, Daddy G, y los demás invitados, saben que lo que encontrarán ahí es satisfactorio. De la mano de Nellee Hooper, que venía fresco de echar a andar la carrera solista de Björk, lo que sí explotó en Massive Attack fue un uso más rico de texturas y beats más gruesos. También encontraron una yuxtaposición y un balance entre esos beats y la tersura de voces como la de Tracey Thorn de Everything But The Girl en “Protection”, y Nicolette (en “Sly” y “Three”, respectivamente). Tricky se escucha peligrosamente seductor en “Karmacoma”. Horace Andy parece querer hacerle la competencia en “Spying Glass” y el cover a “Light My Fire”. Hay un poco de Ambient en “Weather Storm”, y “Better Things”. Protection, sin embargo, y a diferencia de su predecesor, era un poco más cínico, menos buena onda. Aquí ya se asoma algo de la angustia pre-milenaria que sería la norma en los años por venir. Este segundo álbum, casi de manera intencional, se siente como un puente entre Blue Lines y Mezzanine, más que como una evolución o un cambio.

Cuando Blue Lines apareció, el álbum fue una anomalía en un año en el que lo que rifaba eran los guitarrazos y los gritos desesperados del otro lado del Atlántico, mientras en casa, la cruda de la cultura del Rave y del House se empezaba a sentir. Tres años después, la historia parecía repetirse con Protection. Muy pocos artistas se atrevían a abrazar el Dub, el Soul, Hip Hop, y el R&B, tan abiertamente. Menos cuando lo que se respiraba en el aire era un patriotismo desbordado, y un regreso a las guitarras como no se había visto en décadas. Una vez más, Massive Attack estaba desencajado de su momento histórico. Una vez más, no importaba porque lo que nadie parecía entender era que lo de ellos era establecer las bases para la música que vendría en los años inmediatos previos al cambio de siglo. Y para eso había que iniciar un incendio.

Post escrito por: Ernesto Acosta

Post Relacionados